PortugusBrasilEnglish (UK)Spanish

Preguntas Frecuentes

¿Qué es la vocación?

La palabra vocación viene de la palabra latina "vocare", que significa llamado. Eso es lo que es la vocación, un llamado. Comúnmente cuando hablamos de vocación nos referimos al llamado a la vida consagrada, un llamado que Dios hace a seguirlo más de cerca.

Dios quiere que todos lo sigan a través de su llamado universal a la santidad a través de una vida cristiana coherente;  pero a algunos los llama a seguirlo de cerca, ellos son los consagrados,  personas escogidas desde siempre por  Dios para vivir una vida dedicada a servir a Dios y a los hermanos humanos.

¿Cómo se descubre la vocación?

Para descubrir la vocación es necesario:
  • Aprender a hacer silencio para poder escuchar su voz. Dios no habla, grita pero hay que aprender a escucharlo.
  • Crecer en amistad con  Dios a través de la oración. Debes buscar momentos para encontrarte con Él, conocerlo mejor. Si es posible visítalo en el Santísimo Sacramento, frecuentar el sacramento de la Eucaristía, entre otros.
  • Conocerte. Es necesario aprender a entendernos para poder saber cuáles son nuestros anhelos más profundos y así descubrir a qué tipo de vida Dios te invita para ser verdaderamente feliz.
  • Recurrir al acompañamiento espiritual de personas de Dios, prudentes y con experiencia.
  • Como nos ha dicho el Santo Padre Benedicto XVI: “!No tengáis miedo de Cristo. Él no quita nada y lo da todo”

¿Uno escoge la vocación?

No, la vocación no se escoge, se descubre o discierne. Discernir la vocación implica conocerte más y entender para qué te llama Dios, se trata de aprender a reconocer en ti los anhelos más profundos de tu corazón y responder a ellos.

No se trata de elegir una carrera profesional sino de aceptar libremente y responder a un llamado personal que Dios hace, reconociendo en este llamado el único camino existente para ser verdaderamente feliz.